miércoles, 19 de junio de 2013

Pensamiento Positivo

PENSAMIENTO POSITIVO


Ver el lado positivo de las cosas es siempre una opción. Poder hacerlo o saber cómo hacerlo es la dificultad que muchos de nosotros tenemos. Si se es de naturaleza pesimista, siempre se tenderá a caer en el abatimiento cuando cualquier circunstancia ocurra, imaginando que lo peor va a suceder.

En mi caso, teniendo un carácter más pesimista que lo contrario, he conseguido superarlo con el pensamiento relativo.

Relativizar todo en la vida es fundamental. Considero que los valores “absolutos” no existen y que todo depende del color del cristal con que se mire.

Aunque nuestra cultura y educación católica nos ha creado una conciencia de cómo ha de ser todo en la vida, es gracias al descubrimiento de otras civilizaciones y países como he aprendido a sacar siempre lo positivo de cualquier situación vital, poniendo entre paréntesis lo que a priori me parecería una desgracia.

Durante un viaje a un país no desarrollado ocurren innumerables situaciones en las que uno puede sacar su lado negativo. Retrasos en las conexiones de tren y avión, dormir en decepcionantes hoteles, sufrir comidas incomestibles, por no hablar de la convivencia con quien es tan diferente a uno mismo que la nutre de vivencias surrealistas.

Curiosamente, todo aquello que, habiendo ocurrido en un país como Argelia, te puede parecer terrible, se torna en increíble cuando lo comparas con Bangladesh. Ya no te digo nada si la comparación se realiza con un país europeo y uno del tercer mundo.

Recuperar la salud cuando se ha perdido, disfrutar de algo que se ha deseado durante mucho tiempo y ha costado mucho esfuerzo lograr, aprender de los errores extrayendo lo que de enseñanza constructiva se pueda sacar, son ejemplos de cómo un pensamiento y actitud positiva ante la vida nos ayuda a disfrutar de ella.

Pensamientos positivos favorecen hechos positivos. Sembrar y cuidar el positivismo termina revertiendo en cosas positivas.

Lo mejor, siempre está por llegar. Ese ha de ser nuestro permanente norte y seguro que siguiéndolo viviremos mejor.